La economía de la zona euro crece a su ritmo más rápido en cuatro años

informe-operaciones-ii-semestre-2014La economía de la zona euro permaneció firme en agosto enfrentando los continuos altibajos. La actividad comercial aumentó al ritmo más rápido en más de cuatro años y los nuevos pedidos impulsan la segunda tasa más rápida de creación de empleo desde mayo de 2011.

El PMI Compuesto final de Actividad Total de la Zona Euro de Markit, que incluye manufacturas y servicios marcó los 54,3 puntos en agosto desde los 53,9 de julio, gracias al crecimiento de la producción del sector manufacturero y la actividad comercial del sector servicios. 

De los cuatro países principales, España (58,8 puntos, en máximos de cuatro meses) registró, con amplio margen, el crecimiento más fuerte de la actividad económica en agosto y experimenta su segunda expansión más fuerte de los últimos ocho años y medio.

Alemania (55) e Italia (55) también crecen a ritmos máximos de cinco y 53 meses, respectivamente, mientras que Francia (50,2, mínimos de 7 meses) se encamina al estancamiento, cuya cota son los 50 puntos.

El ritmo de creación de empleo en la zona euro se aceleró hasta uno de los más rápidos observados en los últimos cuatro años, sólo superado en mayo.

Los niveles de dotación de personal aumentaron en Alemania, Italia, España e Irlanda, aunque sólo Alemania registró una tasa más rápida de crecimiento (su máxima de 44 meses). En Francia se mantuvo sin cambios, después de registrar un ligero descenso en julio.

Respecto a los precios medios pagados, aumentaron por séptimo mes consecutivo: subieron los costes de personal por aumentos salariales, parcialmente compensado por la primera caída de los precios de compra soportados por los fabricantes desde febrero pasado que reflejó la caída del precio del petróleo. Los precios medios cobrados aumentaron levemente por primera vez desde marzo de 2012.

Servicios, en máximos de cuatro años

El Índice de Actividad Comercial del Sector Servicios de la zona euro, en expansión durante 25 meses, aumentó hasta el nivel de 54,4 en agosto, igualando la máxima de cuatro años registrada en junio y por encima de la estimación flash precedente de 54,3, fruto del nuevo incremento de los nuevos pedidos y la acumulación de los pedidos pendientes de realización.

La creación de empleo también se aceleró a su segundo ritmo más rápido en más de cuatro años, sobre todo en Irlanda y España.

Chris Williamson, economista jefe de Markit, subraya que «aunque las preocupaciones económicas mundiales se han intensificado en las últimas semanas, la disminución del temor de la salida de Grecia de la zona euro ha llevado a una mejora de las condiciones empresariales en la zona euro, empujando el ritmo de crecimiento económico hasta el más rápido de poco más de cuatro años en agosto».

«El índice PMI indica que el PIB de la zona euro está creciendo a una tasa de cerca del 0,4% en el tercer trimestre, un ritmo de expansión sólido, aunque poco espectacular (…). España es el que sigue registrando el mejor resultado de los principales países de la zona euro, y su PMI señala que el PIB ha crecido otro 1% en el tercer trimestre», prosigue.

El experto también hace referencia a la sólida contribución de la locomotora alemana para el conjunto de la zona euro y la preocupación sobre el estancamiento de Francia, cuyos resultados son «desalentadores». 

Escaso margen de complacencia para el BCE

«El BCE se tranquilizará por la capacidad que ha demostrado la economía de la zona euro en su conjunto para soportar los altibajos recientes».

No obstante, «los responsables de las políticas monetarias tienen poco margen para la complacencia, ya que la desaceleración del crecimiento en los mercados emergentes y la reciente volatilidad de los mercados financieros, así como un euro más fuerte, tienen el potencial de afectar el rendimiento de la economía en los próximos meses».

Fuente: La República

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *