Es innegable que las acciones de la Nación influyen en los demás niveles. Con todo, hay que pensar también de abajo hacia arriba, como es la realidad para muchos