La Ley de tributación de licores continúa en pie, equilibrar el impuesto de licores nacionales e importados es una de sus metas 

botellasLa Ley de tributación de licores es un proyecto de ley que establece una normatividad más equitativa para los licores, puesto que en términos de impuestos los licores nacionales e internacionales están muy desequilibrados. Lo que se busca con esta ley es hacer que los licores importados paguen los impuestos debidos, por ejemplo, como lo señala el ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas, por una botella de aguardiente se paga un impuesto del 30 % en comparación con una de alta gama que su impuesto solo llega al 3 %. 

Redacción INCP a partir de artículo publicado por La Nación 

Para mayor información, puede referirse al artículo titulado “Avanza ley de tributación de licores” de la fuente La Nación. 

Avanza Ley de tributación de licores

Como positivo fue calificado por el Ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas y el director de la Federación de Departamentos, Amylkar Acosta, el proyecto de ley de licores con el que se busca que “los impuestos de licores en el país sean más equitativos entre productos nacionales e importados”.

Según Cárdenas las medidas contempladas en este proyecto de ley generarán más de $250 mil millones anuales, destinados en su mayoría a inversiones en salud, educación y deporte en todos los departamentos del país.

Se ha dado un paso muy importante para modernizar y volver más equitativo el régimen de los licores en Colombia. Una botella de aguardiente paga 30 % de impuestos y una botella de alta gama paga solo 3 %. Vamos a generar un impuesto proporcional. Licores que valgan más, pagan más impuestos”, explicó el Ministro.

Con esta ley se “fijarán condiciones de introducción y producción de licores que rijan, por igual, en los departamentos, pues a la fecha el departamento las establece de manera independiente”.

Este proyecto fue presentado conjuntamente con el Ministerio de Comercio, Industria y Turismo, y permitirá modificar el Régimen de Impuestos de Licores para generar más equidad, “pues con él se pagará un impuesto de $220 por grado de alcohol para todas las bebidas; un impuesto de 25 % del valor final del producto y un impuesto de IVA del 5 % sobre el precio de venta”.

Entre tanto el director de la Federación de Departamentos, Amylkar Acosta, indicó que «esta ley estaba en mora de expedirse hace 25 años, desde la Constitución de 1991. Además de esta manera se preserva el monopolio rentístico de los licores consagrado en la Constitución Política que llegó a estar en riesgo en un momento determinado«.

La normativa además establece una ‘salvaguarda’ al aguardiente como una bebida nacional y que los departamentos tengan “la capacidad de entregar licencias  para la distribución de licores en cada uno de sus departamentos”. 

Así quedaría el cargo 

Licor Grados de alcohol Precio antes del impuesto Impuesto actual Nuevo impuesto
Aguardiente 29° $20.000 $8.874 $11.380
Whisky 45° $80.000 $22.590 $29.900
Champaña 14° $200.000 $4.284 $53.080

 play30

Fuente: La Nación

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *